Iglesia: la democracia es cara, INE: bonos para todos, PRI: hora de turistear votos

Reparte el INE setecientos sesenta y cuatro mdp por “bono electoral” a sus trabajadores

Mientras la Archidiócesis de México aseguró que “los mexicanos mantenemos una democracia poco a poco más cara, a costa del dINEro público tirado literalmente a la basura“.

Desde dos mil siete, año en que se denunció el primer caso de turismo electoral hasta la entrada en vigor del Sistema de Justicia Penal Acusatorio, en el primer mes del verano de dos mil dieciseis, se empezaron seis mil cuatrocientas veintisiete averiguaciones anteriores Estado de México, con dos mil doscientos veintiuno, las que concentran setenta por ciento de los casos. Eso sin contar las elecciones del año vigente que todavía no están reportadas, por supuesto que el INE y la fepade no actuaron.
El pago de una “compensación con ocasión de tareas extraordinarias” está previsto en la ley y en años de elecciones federales y presidenciales ha sido de uno o bien hasta un par de meses, mas ahora, de esta manera implicará una erogación de setecientos sesenta y cuatro millones de pesos a repartirse entre trabajadores del INE adscritos tanto en sede central como en las entidades con elección.
El turismo electoral como “el cambio de domicilio de un conjunto abundante de personas de un ayuntamiento o bien entidad a otro, por norma general colindante”.
En el Estado de México la Fepade tiene detectados a miembros de Antorcha Campesina y del Frente Popular Francisco Villa. Agrupaciones que hay que tener en cuenta para eludir el fraude del PRI en este año.
La Fepade se hace bien pendeja, más por lo menos nos da datos a fin de que podamos actuar.
Según la iglesia la ciudadanía está “castigada por diferentes frentes y debe subsistir al fuego cruzado: guerra sucia, descalificaciones y manipulación de la verdad ente los aspirantes, quienes con tal de lograr la gubernatura, se acusan entre ellos de corrupción y de beneficios desaforados“.
Resaltó que “los mexicanos seremos de nuevo testigos de elecciones caras que nos cuestionan si de veras valió la pena una reforma estructural político-electoral, cuando los hilos de este proceso se mueven por quienes controlan millonarios recursos que avientan como migajas”.
Lamentó que se use “electoralmente el apetito”, lo que además de ser “inmoral, es una de las peores faltas sociales que implican la destrucción de la democracia, poniéndola a cargo de camarillas y dinastías agarradas al poder que se niegan a dejar”.


Apuntó que “lo grave y lo escandaloso es como el pueblo mexiquense debe aguantar la manipulación, clientelismo y adquiere insolente y descarada de votos; entrega de despensas y teléfonos celulares, como la distribución de tarjetas y monederos electrónicos”, lo que se une al “empleo electorero de programas sociales“.
A la par este estado está “abrumado” por los “homicidios y feminicidios”. De ahí que vota por el auténtico cambio Delfina 2017 y AMLO 2018